Editorial

El uso de la palabra MIERDA, es una cuestión de educación. Ya que nadie puede negar que la usamos para múltiples circunstancias relacionadas con muchísimas cosas, por ejemplo:

Ubicación geográfica: Andate a la mierda.

Adjetivo calificativo: Sos una mierda

Momento de escepticismo: No te creo una mierda.

Deseo de venganza: Lo voy a hacer mierda.

Accidente: Se hizo mierda.

Efecto visual: No se ve una mierda.

Sensación olfatoria: Huele a mierda.

Deseo al despedirnos: Váyanse a la MIERDA!!!

Especulación del conocimiento: que mierda es esto?

Momento de sorpresa: A LA MIERDA!!!

Actitud de resentimiento: No me regaló una mierda.

Sensación gustativa: Esto tiene gusto a mierda.

Acto de impotencia: No se me para esta mierda!!!

Deseo de ánimo: Apurate con esa mierda!!!

Situación de desorden: Todo está hecho una mierda.

Rechazo despectivo: Que se cree la mierda esa?

Situación alquimista: Todo lo que toca se vuelve mierda.

 

Como nos arreglaríamos sin esta palabra?

2 comentarios

  1. El texto pertenece a Fontanarrosa

  2. mierda para vos
    y para todos mis compas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: